Domination 2019: Ocesa, maestro de la logística

El pasado fin de semana - específicamente los días 3 y 4 de mayo – se llevó a cabo la primera edición de Domination México, un festival creado para satisfacer la necesidad de metal y rock demandados por el público, que ávido de escuchar a sus bandas favoritas, acude fielmente a los distintos recintos elegidos por los más populares promotores de nuestro país. Sabiendo que en nuestro país ya existen varias opciones similares como Hell and Heaven, Knotfest México, México Metal Fest, Force Fest o el recién anunciado Devastation, lograr posicionarse no era cosa fácil, ¿lo logró?

Dejando de la duda y descontento que el magno evento generó desde su anuncio hace algunos meses, y la inusual reventa de boletos por parte de los mismos fanáticos en redes sociales, hoy por fin podemos contar nuestra experiencia.
Domination México tuvo como característica principal el intentar satisfacer a su público con una variada selección de bandas provenientes de los géneros más populares; rock, heavy metal y las variantes del core. Su cartel, aunque no fue tan amplio como hubiéramos deseado, formaba parte de la historia al traer de vuelta a territorio nacional a bandas como KISS en su gira de despedida, Meshuggah, los por alguna razón todavía populares Limp Bizkit, la -aburridísima- banda en solitario de Slash, el triunfal regreso de Trivium tras casi cuatro años de ausencia, Hamerfall, Lamb of God, Apocalyptica, los progresivos Dream Theater, la primera vez de Halestorm en nuestro país, Satyricon, los esperadísimos suecos Avatar y por supuesto, la presencia del terror escénico del legendario Alice Cooper en su primera presentación con show completo en la Ciudad de México. Todos estos grandes nombres acompañados de proyectos interesantes a nivel nacional e internacional, entre los que veíamos las destacadas apariciones de Municipal Waste, Dead Kennedys, Anna Fiori, Alestorm, Dolores de Huevos, Vince Neil en solitario, August Burns Red, Alien Weaponry (quienes por cierto dieron un espectáculo increíble) y muchos otros más.

 

 

El encontrarse con un vasto reparto de bandas, pareciera también haberse convertido en uno de los puntos débiles de Domination México y de los más criticados desde su anuncio hace unas semanas: los horarios. Lamentablemente y para quienes esperaban abarcar el mayor número de espectáculos posibles, en ocasiones sufrían al tener que desplazarse de un escenario a otro de manera apresurada, viendo en ocasiones solamente 4 o 5 canciones de banda, ya que la organización decidió encimarlas aun proviniendo del mismo sector; véase el ejemplo de Trivium y Black Dahlia Murder. Si querías deleitarte con el impactante y energético concierto ofrecido por Lamb of God, debías perderte de una parte de Alice Cooper, y estos son solamente unos cuantos ejemplos. La logística en este apartado pudo ser mucho mejor y denotó el desconocimiento que OCESA tiene sobre la escena metalera. Sabemos que lograr un festival sin empalmes es completamente imposible; sin embargo, con un conocimiento previo se puede hacer un mucho mejor acomodo y tener felices a la mayoría.

Del lado negativo, la producción parece no haber podido funcionar del todo, mostrando problemas con el audio, en la mayoría de los escenarios; sobretodo enfatizando la saturación en los riffs de guitarra, bajos y la intermitencia en vocales, que resultó incómoda para bandas como Apocalyptica, quienes al querer interactuar con su entregado público, batallaron un poco en transmitir el mensaje por lo anteriormente mencionado. El llamado ‘Raven’s Nest’ fue el más afectado por esto, y en ocasiones hasta nos sentimos como si no se hubiera realizado un soundcheck previo. Si es que acudieron a ver a bandas como Iden Gakusha, seguramente estarán de acuerdo con lo que decimos.

Por otro lado, consideramos bastante interesante el acomodo y distribución de escenarios, stands de patrocinadores y en especial de las zonas delimitadas por cada sección adquirida. Si bien, la gente que adquiere su pase “Plus” está acostumbrada a no estar tan cerca de los escenarios principales, en esta ocasión sentimos que se les desplazó hasta un espacio bastante retirado e incómodo, que te obligaba a acudir a “Preferente” si lo que querías era ver a tu banda favorita de forma mucho más cercana. Nos hubiese encantado también poder ver nuevas atracciones y actividades de las marcas que acudieron al llamado de OCESA y participaron como patrocinadores; sin embargo éstas resultaban muy parecidas a lo observado en la pasada edición del Hell & Heaven -sino que exactamente las misma; que vale la pena decir, si estuviste ahí, seguramente también te sentiste ante un ambiente familiar y similar, pero sin el carácter y personalidad que el ya mencionado poseen. A Domination le sobra organización, pero le falta alma, al menos todavía. ¿No hubiera sido mejor idea crear una identidad propia en vez de plagiar al Hell and Heaven?

Donde la organización se llevó las palmas, es justamente en el ámbito de logística, ofreciendo un sinfín de comodidades para los asistentes. Las zonas de comida y bebidas eran más eficientes que nunca y vimos funcionar por primera vez el sistema de cobro sin efectivo, sin ningún tipo de inconveniente, cosa que ya de entrada es más que complicada en eventos masivos. Las filas para el acceso eran cortas y prácticamente sin inconvenientes, aunque hubiéramos deseado más atención de parte de quienes revisaban las mochilas; pasar sin esta revisión era sencillo y realmente nos sorprendió que así fuera.

El aforo conseguido por Domination México según OCESA fue de unas 100,000 personas entre ambos días, destacando ser la primera edición, pero quedando bastante cortos ante competidores del género y algunos otros de la misma empresa como Vive Latino, Corona Capital o hasta el EDC México. Las grandes bandas como KISS, Dream Theater, Cooper o Apocalyptica claro que tenían un espacio pletórico y retacado de eufóricos fanáticos; sin embargo la mayor parte del tiempo se notaban ciertos huecos en los distintos espacios, y el primer día hubieron participantes del “Evolution Stage” y el “Headbanger’s Stage” que de plano ni gente tenían, dado que el 90% de quienes se dieron cita buscaban presenciar la despedida de KISS en la Ciudad de México.

 

 

Con esto también enfatizamos que el show de los neoyorquinos no estaba completo, y aunque gozaron de unas cuantas plataformas para asemejar lo que han venido haciendo en su gira llamada “The End of the Road”, era más que notable la ausencia de pirotecnia con la que todos pensamos vendrían acompañados, ya que esa fue la idea que se nos vendió. Aún así, la banda de Gene Simmons y Paul Stanley logró enloquecer a sus fans mexicanos, quienes les dieron una buena despedida.

Alice Cooper dio cátedra de cómo deben hacerse las cosas, y en compañía de Nita Strauss nos dejaron sorprendidos y extasiados. Aún con un más que notable uso de playback, la presencia del padre del shock rock es mágica y a pesar de su avanzada edad, todavía puede sorprendernos sobre el escenario. ¡Diez de diez!

¿Fue entonces un fracaso? Para nada. Domination México en su primera edición dejó con buenas sensaciones generales a prácticamente todos sus asistentes, quienes pudieron disfrutar de un cartel cumplidor, puntual y satisfactorio. Las cuestiones logísticas por parte de sus organizadores, como siempre, se han venido replicando y consiguen así una mejor experiencia para sus usuarios. No obstante, las fallas de audio repetidas en distintas ocasiones, así como el acomodo de los horarios y distribución de las zonas, nos dejan con sabores agridulces que esperamos sean mejorados en futuras ediciones.

 


¿Por qué el festival Domination no tuvo el impacto esperado?

Domination Fest nació como una alternativa más en el extenso abanico de festivales de metal a nivel nacional especializados en la escena. Sin embargo, a tan solo unas semanas de la realización del mismo, las ventas parecen indicar no tuvo el impacto esperado, ¿por qué? ¿que falló? A continuación presentamos un análisis del porqué consideramos el evento no ha terminado de pesar como se tenía pronosticado.

 

Un solo beso no basta: Los fans de KISS quieren una despedida a solas.

Si bien es cierto que Kiss es una de las bandas con un enorme arraigo en México y el mundo, ni siquiera el hecho de que estén en un tour de despedida puede ocultar lo inocultable: por más pirotecnia y producción que manejen, el show no ofrece desde hace mucho nada nuevo. Todos conocemos de memoria los gestos, bailes, vuelos y luces de la banda en sus presentaciones.

Además,  no es como si la banda fuera una novedad en nuestro país, pues en los últimos años ha encabezado varios eventos en el país como Hell and Heaven 2014, la primera edición del festival regio Northside y un evento que no tuvo mucho éxito en Tijuana.  Además, es un casi un hecho que KISS volverá a nuestro país para dar más fechas de su - ¿cuarta? ¿quinta?- gira del adiós, así que ¿por qué verlos en un escenario reducido cuando puedes ver su producción completa aunque sea el plagio de su mismos que han presentado por los últimos treinta años?

 

Alice en el país de las maravillas... pero no en México.

Alice Cooper es una estrella dentro de la escena de la música y una leyenda viviente. Es el padre del shock rock y quien le abrió los ojos al mundo para demostrarles que el rock y la teatralidad pueden ir de la mano; le dio pauta a la escena para entender que un performance macabro que acompañe a la música es una pócima perfecta. El problema es que el reconocimiento a Alice es una cosa, pero otra muy distinta es su mercado real en distintas partes del globo.

México y Alice Cooper no tienen un vínculo estrecho y de hecho, su ausencia por tantos años se debe a que los estudios de mercado indican que en nuestro país no era redituable, ¡vamos! que su sueldo y producción no valen lo que cuestan, al menos en nuestro país. Tan solo en el festival regio "Mother Of All" fue puesto como tercer acto por debajo de Def Leppard y Aerosmith, por lo que pensar que en nuestras tierras tenía el peso específico para comandar un día fue una apuesta muy arriesgada y ahí están las consecuencias.

 

Grandes nombres, pocas novedades reales y de peso.

Despues de los headliners, la selección de las bandas importantes tampoco fue la acertada. Por un lado tenemos a bandas con mucho nombre pero que han venido al país bastante seguido. Apocalyptica, Meshuggah, Lamb Of God (con todo y su sonada ausencia en Force Fest), Dream Theater o Hammerfall son ejemplos claros que en la última década cuentan con varias participaciones en festivales o incluso en forma solitaria y con varias fechas en distintas ciudades.

Por otro lado si bien tenemos bandas como Limp Bizkit que no viene tantas veces, su etapa de auge ya ha pasado y ya no puede llenar más que un recinto mediano como el Plaza Condesa o incluso se vio obligado a cancelar una gira completa por México por falta de venta de boletos. ¡Ya no es 1998, amigos! Otro caso es la banda en "solitario" de Slash, ¿realmente alguien se muere de emoción por verlo si no es junto a Guns N´Roses? Ambas bandas fueron colocadas en la parte alta del cartel.

La mayor novedad la encontramos entonces en bandas como ThriceParkway Drive, Trivium, Animals as Leaders o Avatar, las cuales son excelentes exponentes dentro de sus respectivos género, pero que cuentan con pocas cartas de presentación en cuanto a recompensa económica se refiere. Grandes, buenísimas bandas, que no jalan gente, básicamente. Y recordemos que a final de cuentas, esto es un negocio y si el negocio no genera dinero, pues es un fracaso. El caso de los Dead Kennedys es aún más dramático: una banda que tiene el nombre pero ya no a su vocalista estrella y alma de la agrupación. La gente lo sabe y eso le resta muchísimo atractivo.

Finalmente tenemos a Vince Neil, quien aunque basa su "carrera en solitario" en su etapa con Motley Crue, tampoco es un artista que por si solo tenga un acarreo de gente y ni siquiera mencionar que su otrora atractivo físico ha desaparecido grotescamente y da la impresión de querer arrastrar un legado que busca explotar de forma decadente.

 

¿Y el metal extremo? Buenas ofertas, pero insuficientes.

Algo anda mal cuando tratas de recordar cuantas bandas internacionales de renombre de death, thrash, black metal y metalcore estarán presentes, y solo puedes recordar una por género.

Nadie duda de la capacidad de Bloodbath, Municipal Waste, Satyricon y Black Dahlia Murder pero no imaginamos a un amante del black metal por ejemplo pagar un boleto solo con una banda del género. Claro, letras más abajo hay oferta con bandas como Vreid, Unearth Avatar o Alien Weaponry, pero eso no es suficiente para atraer a los amantes del metal extremo quienes podrían encontrar en festivales como el México Metal Fest de Monterrey o incluso en el nuevo Devastation de Querétaro una oferta más atractiva para gastar su dinero.

 

¿Cuanto y porqué tanto? Los precios se sienten altos para la oferta.

El formato de venta por fases es una arma de doble filo -y no solo para el caso específico de Domination. Si tienes un cartel de lujo asegurarás un aforo decente en poco tiempo y la gente agotará las fases en un suspiro en ese afán de ahorrar dinero. Sin embargo, cuando el cartel no cuaja y las ventas van lentas porque el cartel no convence a tu audiencia, se vuelve problemático. Las ventas del festival van tan -aparentemente- mal, que la organización se ha visto obligada a cambiar de fase de manera "artificial" para al menos hacer notar que las cosas se mueven, pero esto es contraproducente: Si el cartel no te convenció costando 200 pesos, ¿por qué lo comprarías a 400?

Domination está en un estanque de brea generado por ellos mismos, en el que no pueden regresar a la fase anterior y bajar los precios para estimular la asistencia, pero que ahora ya ofrece un precio que sus clientes potenciales consideran elevado. ¿Qué hacer en este caso?

 

 

¿Y ahora que banda veo? Gran fallo con los horarios.

Un punto crucial para los festivales al momento de vender boletos es que mucha gente se espera a ver los horarios para ver si las bandas que quiere ver no se empalman y que valga la pena la inversión. Si bien es cierto es imposible darle gusto a todos por mera cuestión de lógica, es deseable que la organización de un festival evite hacer ciertos empalmes que por mera afinidad de géneros o gustos, harían enojar a los asistentes.

Tal vez el caso más claro es el del headliner, Alice Cooper quien según pensamos, debería poder tocar sin un solo minuto -que además, tiene un set corto- de empalme, ¡y lo empalman con Lamb Of God! la segunda banda en importancia del día ¡gran error!

Otro ejemplo es el de Trivium y Black Dahlia Murder bandas que tienen una base de fans en común amante del "core" y también los empalmaron poniendo a este sector a elegir. Parkway Drive y Bloodbath son bandas que no tienen nada que ver entre sí musicalmente, pero que también es cierto que son de las agrupaciones que más ganas tienen de ver las personas al ser de lo más atractivo y novedoso dentro del cartel, ¿adivinan? Sí, están empalmadas. Estos son solo algunos ejemplos que pudieron mermar las ganas de quienes esperaban a ver los horarios para decidirse si ir o no.

 

 

En resumen, Domination se anunció como un evento grande y digno de competir con la gran oferta de festivales ya posicionados de la escena rock y metal. Sin embargo, a pesar de contar con nombres interesantes no parece haber tenido un estudio del impacto real que las bandas que componen su cartel podrían tener dentro del mercado mexicano, con headliners gastados o sin una importancia vital dentro de nuestra escena.

Domination tiene buenas bandas, nadie puede negar eso, pero que dentro del mercado mexicano no tienen la relevancia suficiente como para sostener un evento masivo y hacerlo económicamente redituable, esto aunado a -sorprendentes- errores de novato como los empalmes incomprensibles en los horarios o la casi nula promoción que se le hizo al evento en términos reales, hicieron que las personas pasaran por alto la opción y prefirieran gastar su dinero en otra cosa.

Al final, el público decide. Los fans que acudan tendrán un buen show de sus bandas favoritas y quedará en el recuerdo, esperando quizá una segunda edición que pueda arreglar los fallos que esta pudo tener.


Ace Frehley responde y le declara la guerra a KISS

Tras las recientes declaraciones de Gene Simmons donde dejaba claro que los otros miembros originales de KISS no regresarían a la banda para su gira de despedida, el guitarrista Ace Frehley ha contestado a través de sus redes sociales en una carta dirigida a Simmons diciendo que si bien hasta ahora no había querido pelear, se quita los guantes y está listo para la batalla.

 

 

‘Nunca fui despedido de KISS. Yo salí dos veces por mi propia voluntad porque tú y Paul eran unos controladores, no eran dignos de confianza y personas muy difíciles con las cuales trabajar.

He estado sobrio por doce años y sigues diciendo que no soy capaz de tocar una noche completa. Bueno, te recuerdo que es precisamente lo que he hecho los últimos doce años junto a mi banda a pesar de ti y de Paul.

 

También debo recordarte que soy el artista en solitario más exitoso entre los miembros originales de KISS y estoy muy orgulloso de ello. Tú y Paul han tratado de descarrilar mi carrera múltiples ocasiones a lo largo de los años sin éxito. He tratado de ser buena persona y amistoso contigo y con Paul al invitarlos a participar en mis discos pasados, incluso les regalé una de mis preciadas guitarras Gibson Les Paul 59; sin embargo, tus declaraciones de hoy me demuestran que eres un imbécil y un adicto al sexo que ha sido demandado por múltiples mujeres y que solo tratas de meterlo todo bajo la alfombra.

 

La punta del iceberg fue cuando intentaste seducir a mi esposa en Los Ángeles en las oficinas de Capital Records a mis espaldas cuando estaba tratando de ayudarte. Ella quería demandarte pero yo lo evité.

Ahora te aviso que me quité los guantes después de tus terribles comentarios de hoy y pienso que este será realmente el fin del camino para ustedes. La única forma de evitarlo es que me den una disculpa de corazón, quiten a Tommy del trono que yo cree y me regresen mi antiguo empleo, sino todo recaerá sobre los fans’.

 

https://www.facebook.com/56216285377/posts/10155634798915378/


Falleció la madre de Gene Simmons [KISS]

Flóra "Florence" Klein, madre del bajista de KISS, Gene Simmons, falleció a los 92 años de edad; la información fue confirmada por la esposa del músico, Shannon Tweed Simmons a través de su cuenta de Facebook: "Descansa en Paz, mi amada Flora. La mejor abuela y suegra que pude pedir. Fuiste amada y te extrañaremos."

También el compañero de Simmons en KISS, Paul Stanley rindió tributo a través de su cuenta de Twitter, "La conozco desde que conozco a Gene. Más allá del amor y el orgullo que sentía por su único hijo, ella fue su inspiración para vivir y ser digno de los sacrificios que ella hizo en su vida tan dificil -y a veces- espantosa."

Flóra - Kovács- Klein nació en Jánd, Hungría en el año de 1926 y fue la única de su familia en sobrevivir al holocausto nazi de la Segunda Guerra Mundial.

 

https://www.facebook.com/ShannonLTweed.Simmons/photos/a.519124808125684/2151571721547643/?type=3


Ace Frehley y Bruce Kulick se suben nuevamente a un escenario junto a KISS

El guitarrista original de Kiss, Ace Frehley se subió nuevamente a un escenario junto a Paul Stanley y Gene Simmons para interpretar un set acústico de canciones de la banda el pasado 31 de octubre durante el KISS Kruise. A la reunión, también se adhirió el guitarrista Bruce Kulick, quien estuvo en KISS de 1984 a 1996.

Durante el show, Frehley interpretó un total de cuatro canciones junto a sus ex-compañeros: 'New York Groove', 'Rock And Roll All Nite', '2000 Man' y 'Nothing To Lose', alimentando aún más los rumores que dictan que el guitarrista podría ser parte de la gira de despedida que KISS anunció hace algunas semanas y arranca el próximo 31 de enero.

 

https://www.youtube.com/watch?v=J48y4xzZ6Lc


Es oficial: KISS anuncia su gira de despedida

Lo que hasta hace unas horas había sido un simple rumor, se ha confirmdo: Kiss ha anunciado que se retira de los escenarios. La legendaria banda neoyorquina ha anunciado que después de 45 años de carrera, han decidido colgar las botas, las guitarras y el maquillaje.

"Todo lo que hemos construido y todo lo que hemos conquistado a lo largo de los años. Aquellos que llenaron clubes, estadios y arenas en esos años. Esta será la celebración definitiva para aquellos que nos han visto y una última oportunidad para los que no. KISS Army, nos despedimos en nuestra última gira con el más grande show que hemos tenido a la fecha y saldremos de la misma manera en que ingresamos ... Sin complejos e Imparables."

KISS anunciará toda la información sobre su último tour mundial en breve a través de su página oficial. La preventa será exclusiva para el fanclub oficial de la banda.

 

https://www.facebook.com/KISS/videos/440631926459682/

 

KISS se formó en el año de 1973 en la ciudad de Nueva York por Gene Simmons, Peter Chris, Paul Stanley y Ace Frehley, quienes han sido reemplazados actualmente por Tommy Thayer y Eric Singer. A lo largo de su carrera han lanzado 24 discos de estudio vendiendo más de 100 millones de copias a nivel mundial.

 


Gene Simmons tiene nueva banda... ¡Los Tigres del Norte!

El bajista de la legendaria banda neoyorquina Kiss, Gene Simmons estará en nuestro país este fin de semana para tocar en el festival Northside de Monterrey y de forma individual en el Pepsi Center de la Ciudad de México. 

Aprovechando su estadía, el estadounidense se unirá ni más ni menos que a Los Tigres del Norte en un par de shows los días 1 y 2 de Diciembre en el Auditorio Nacional. Sí, en serio. Todavía no se ha definido cuál será su participación. 

"Escucho de todo. Desde Beethoven, Zeppelin, Beatles, claro también a Juanes, Los Tigres del Norte y por supuesto, antes de irme a dormir, escucho un poco de José José y ya lo tienes todo. La música es música, no tienes que entender todas las palabras, es el sentimiento" dijo en una entrevista reciente. 


CORONA NORTHSIDE 2016: Cartel oficial y todos los detalles

Un nuevo festival de rock ha nacido en Monterrey. Se trata de Corona Northside, el cual se llevará a cabo a cabo el próximo 12 de Noviembre en las instalaciones del Parque Fundidora de la capital Neoleonesa y engalanado en su primera edición con la legendaria banda Kiss a la cabeza del cartel, el cual también es integrado por bandas de gran renombre como Twisted Sister en su regreso -y despedida- de Monterrey, Lamb of God, los británicos Carcass, Sepultura, los suecos Sabaton y más.

Los boletos para el evento comenzarán a venderse a partir del 26 de Agosto a través de Ticketmaster. No habrá preventa.

 

[cbtabs][cbtab title="PRECIOS:"][/cbtab][/cbtabs]

  • Boleto general: $600 + cargos
  • Boleto preferente: $1,600 + cargos
  • Boleto VIP: $2,900 + cargos

 

https://www.youtube.com/watch?v=EcD8awwjijM

northise

 

 

 

 


KISS: De nuevo fricciones por culpa de declaraciones de Gene Simmons

La gigantesca bocota de Gene Simmons, de la legendaria agrupación Neoyorquina KISS, sigue metiéndolo en problemas. Después de la reciente guerra de declaraciones que sostuvo con los miembros del legendario grupo de rap NWA, sus comentaros al respecto de la muerte de Prince han causado fricción entre él y el co-fundador de la banda, Paul Stanley.

El de la larga lengua habría declarado al semanario Newsweek que “Qué patético que Prince se haya matado sólo. No te engañes, él se mató sólo. Lentamente, sí; pero eso es lo que hacen las drogas y el alcohol. Una muerte lenta”. Ante esta monumental falta de respeto y las inmediatas reacciones de ira de la fanaticada de Prince e incluso de los fans del propio KISS, Paul Stanley tuvo que salir al quite, tuiteando: “Estoy avergonzado por las frías y sin sentido declaraciones -de Simmons- relacionadas con la muerte de Prince."

Sin tener todos los hechos es mejor no decir nada. "Mis disculpas”. El mismo Simmons también habría emitido una disculpa pública posterior… aunque forzada, como ya es costumbre… y nadie se la cree. Desde la redacción de Summa Inferno sugerimos al management de la banda que le pongan un bozal a Simmons y sólo se lo quiten media hora antes de tocar.

 

 


Escucha 'Fire and Water' de Ace Frehley y Paul Stanley

Después de 18 años, Ace Frehley volvió a tocar junto su ex-compañero en Kiss, Paul Stanley. Frehley lanzará su nuevo álbum solista, 'Origins Vol.1' el próximo 26 de Abril y estará compuesto enteramente por covers de bandas como The Rolling Stones, Led Zepellin, Steppenwolf y claro, Kiss. Además contará contras participaciones entre las que destacan los guitarristas John 5 [Rob Zombie] y Slash [Guns ´Roses].

 

[cbtabs][cbtab title="'Origins Vol. 1' - TRACKLIST:"][/cbtab]

01. White Room [Cream]
02. Street Fighting Man [Rolling Stones]
03. Spanish Castle Magic [Jimmy Hendrix, feat. John 5]
04. Fire And Water [Free, feat. Paul Stanley]
05. Emerald [Thin Lizzy, feat. Slash]
06. Bring It On Home [Led Zepellin]
07. Wild Thing [The Troggs, feat. Lita Ford]
08. Parasite [Kiss, John 5]
09. Magic Carpet Ride [Steppenwolf]
10. Cold Gin [Kiss, feat. Mike McCready]
11. Till The End Of The Day [The Kinks]
12. Rock And Roll Hell [Kiss]
[/cbtabs]