Como parte de la campaña para la reelección, el equipo del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, utilizó el tema ‘I Won´t Back Down’ del fallecido Tom Petty durante un mitin en Tulsa, Oklahoma.

Sin embargo, el hecho no fue bien tomado por la familia de Petty, quienes a través de un comunicado se desmarcaron de Trump y le prohibieron seguir usando la canción.

“La canción de Tom Petty ‘I Won´t Back Down’ fue usada el día de hoy en un mitín de Donald Trump en Tulsa. Trump no estaba autorizado para utilizar la canción para llevar a cabo una campaña que ha dejado atrás a muchos estadounidenses y al sentido común.

Tanto Tom Petty como su familia están firmemente contra el racismo y la discriminación en cualquiera de sus formas. Tom Petty jamás habría querido que su canción fuera usada en una campaña de odio. A él le gustaba unir a la gente.

Él escribió esta canción para los desvalidos, para el hombre común y para todos. Queremos hacer énfasis en que creemos que todos pueden votar por quien gusten, pensar lo que gusten, pero la familia Petty no apoya esto. Creemos en Estados Unidos y creemos en la democracia. Pero Donald Trump no representa los nobles ideales de ninguno de los dos y odiaríamos que los fans que están siendo marginados por esta administración crean que somos sus complices. Es por ello, que hemos enviado oficialmente una prohibición para el uso de la canción en la campaña de Trump.

Adria, Annakim, Dana y Jane Petty.”

Tom Petty falleció en octubre del 2017 debido a la mezcla accidental de medicamentos para amortiguar el dolor.

Tom Petty Trump