Según información proporcionada por Variety, Live Nation, el gigante promotor está recibiendo otra demanda, ahora por discriminación racial y de género, por el despido del ejecutivo Candace Newman. Newman alega que enfrentó represalias en un “ambiente de trabajo tóxico” tras denunciar discriminación y acusa que otros empleados sufren lo mismo.

La demanda se levantó en una corte de Los Angeles y tiene como argumento que Candance “sufrió mucho más escrutinio y crítica en comparación a sus pares no-negros y/o varones”, lo cual ella lo toma como un acto de discriminación, mientras que Live Nation dice que esto no tiene sustento y su despido se derivó de los recortes realizados por la empresa tras la crisis económica que atraviesa por la pandemia de COVID-19.

Si eso no fuera suficiente, la demandante también acusa a la empresa de amenazas, despido injustificado, horas extras no pagadas, imprecisiones en sus recibos salariales y una violación de la igualdad de salario. Puedes leer la demanda completa a continuación (en inglés).

Por su parte, Live Nation se pronunció al respecto en un comunicado, donde afirma que las afirmaciones en su contra son infundadas y que Newman sigue siendo empleada de la empresa y solo recibió un “permiso obligatorio” debido a las medidas de recorte, por lo que continúa recibiendo seguro médico y otras prestaciones. “Live Nation está totalmente comprometido con ser una organización antirracista y equitativa. Nos esforzamos continuamente por fomentar un entorno en el que los empleados se sientan cómodos y capacitados.

LEE TAMBIÉN:  Arabia Saudita compra 6% de las acciones de Live Nation por 500 millones de dólares