Rammstein – ‘Rammstein’

por Jorge Figueroa Tapia

Tuvieron que pasar 10 años para los alemanes Rammstein lanzará un nuevo álbum tras el éxito abrumador de ‘Liebe ist für alle da’ de 2009. A lo largo de una década de silencio casi absoluto, la banda prefirió concentrarse en tocar en vivo, lanzar recopilaciones y vivir de sus éxitos en vez de tener que someterse a la tortura de entrar a un estudio de grabacion. Afortunadamente, Rammstein ha terminado con esta espera con un álbum nada pretencioso, muy disfrutable y que seguramente sorprenderá a más uno. Para bien o para mal.

El disco comienza divertido y movido con las ya conocidas ‘Deutschland’ y ‘Radio’, primeros sencillos del disco y que seguramente también serán las encargadas de abrir los shows de la banda durante su nueva gira la cual comienza el próximo 27 de mayo. La primera, intensa y con los coros rimbombantes que la banda acostumbra entregar. La segunda, mucho más sencilla, un tributo sonoro a sus compatriotas Kraftwerk y con letras que hacen alusión a sus tiempos en la Alemania Oriental.

Al tercer tiempo llega la potente ‘Zeig Dich’ una dura y ácida critica a la iglesia católica con todo y voces sacras. Dura, rasposa y con una estructura lírica muy parecida a lo presentado por la banda en ‘Zerstören’ de 2015, totalmente contrastante con ‘Ausländer’ un tema completamente pop y digno de cualquier club nocturno fresa a nivel mundial. Si Rammstein ya había coqueteado anteriormente con este tipo de sonidos, ahora lo hace de manera totalmente descarada ¡y funciona! el estribillo es pegajoso, bien hecho y seguramente hará mover la cabeza hasta el fan mas recalcitrante de los sonidos duros de los alemanes.

‘Sex’ es completamente lo que pensábamos sería: Una canción para follar duro toda la noche. El sonido de un industrial más típico de gente como Ministry y Rob Zombie, invitando al escucha a librarse de todo tabú y coger como nunca mientras grita «Komm zu mir! Komm mit mir!». Muy disfrutable, una canción sin riesgos y dentro del corte típico de los teutones.

Punto aparte, la canción más brillante de toda la producción es sin duda ‘Puppe’, donde la banda nos ofrece el tema más macabro en en su historia. Pensada para ser una especie de canción de cuna, precede a la tenebrosa voz de Till Lindemann contando la historia de una pequeña niña, cuya hermana prostituta es asesinada frente a sus ojos mientras ella lo ve todo a través de la cerradura de la puerta. Dam, dam. Lindemann alcanza el punto más álgido en toda su carrera en el coro de esta canción, sonando con una potencia que jamás se le había visto y un tono tan malvado que realmente asusta. Si el diablo te cantara una canción para enviarte a la cama, sería esta.

A algunos gustará a otros no, pero es innegable que los proyectos alternos del cantante Till Lindemann y el guitarrista Richard Kruspe han influido bastante en el «nuevo sonido» de Rammstein, sobre todo en canciones como ‘Weit Weg’ con un sonido parecido al ‘Closer’ de Nine Inch Nails con incustaciones bastante obvias de las estructuras que Kruspe usa en su Emigrate. Con un sonido monótono y hasta cierto punto tedioso, es de lo más olvidable del álbum junto a ‘Was Ich Liebe’, un tema que ya existía desde hace varios años en demo pero que la banda ha querido rescatar ¡La hubieran dejado donde estaba! La nueva versión es fastidiosa y no tiene pies ni cabeza, entregando la peor canción de toda la producción [o de toda la carrera de la banda, tal vez] donde lo único rescatable es la ejecución en la batería de Christoph Schneinder.

‘Diamant’ es el único corte tranquilo del disco; simplemente la voz de Till acompañando los acordes de la guitarra acústica a lo largo de poco más de 2 minutos. «Eres bella como un diamante, como jamás ha visto el hombre pero por favor, déjame ir…». No está a la altura de canciones como ‘Ohne Dich’ o ‘Seemann’, pero seguramente podrás encontrar la belleza detrás de la melodía después de un par de escuchas.

El disco cierra con dos temas mucho más acordes a la linea de Rammstein. ‘Tattoo’ es enérgica, fuerte y seguramente será de las favoritas de los fans de la banda. ‘Hallomann’ nos devuelve a los sonidos electrónicos que permearon a lo largo de todo el disco; sin embargo tiene tantos elementos metidos dentro de la canción que puede llegar a sonar atascada.

A lo largo de este nuevo álbum, Rammstein ha vuelto a sus origenes electrónicos de manera – tal vez – un tanto abusiva, restando importancia a las guitarras y las orquestaciones que tanto estuvieron presentes en sus últimos tres discos, para darle un protagonismo inusitado a los efectos de teclado creados por Christian ‘Flake’ Lorenz, lo que hace que suene mucho menos agresivo, pero acercandose a lo hecho en ‘Herzeleid’ (1995) y ‘Sehnsucht’ (1997) con suficiente dinero como para pagar una producción premium. Además, el mero hecho de que el álbum sea homónimo parece una declaración de identidad – El álbum se llama ‘Rammstein’ porque ESTO es Rammstein. Este es nuestro sonido, tómenlo o déjenlo.

‘Rammstein’ estará disponible en versión deluxe y vinilo en México a partir del 17 de mayo a través de Universal Music. La versión estándar no estará de venta en nuestro país a excepción de tiendas online como RammsteinShop y Amazon.

PODRÍA INTERESARTE

1 Comentario

Rammstein: альбом Rammstein — рецензия — MuzOko mayo 18, 2019 - 2:20 pm

[…] перевода: Андрей Иголкин Оригинал: summainferno.com Не стесняйтесь заходить к человеку, потратившему […]

Respuesta

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Esta website usa cookies para mejorar tu experiencia, al entrar aceptas este hecho. Acepto Leer Más