THANATOLOGY: Un legado de negligencia en la Ciudad de México

Las puertas sucias y chirriantes del sanatorio se abren y en el quirófano el médico cirujano en jefe y sus evisceradores están listos para el desmembramiento. El Circo Volador se convierte en una clínica del mal por un día, con la visita de Thanatology presentando por primera vez en CDMX su nuevo disco “Un legado de negligencia”.

Antes de la cirugía principal, hay actos que valen la pena disfrutar en vivo apoyando la escena nacional. Siddartha Brothel con su sonido Avant Grade y luego Trantopsy y su vocalista dan cátedra de bestialidad con presentaciones poderosas. Posteriormente Black Hate y su black metal de poca parafernalia pero mucha potencia, se hace presente en un setlist especial donde primero tocan todos sus temas de su más reciente producción “Through the darkness” para luego cerrar con algunos de sus éxitos. Setlist especial también es el que nos regaló Acrania, pero ellos reviviendo de principio a fin su primer trabajo de estudio “Unbreakeable Fury”, y poniéndole sabor a la noche con su mix de metal y saxofones con tamboras.

Al momento de entrar en terapia intensiva, Thanatology ya nos espera. “Entre Cadáveres y Parturientas” es ejecutada tras un intro con sonidos de infantes llorando pero está cesárea necrofílica no es exitosa, pues el micrófono falla y no se escucha nada. Un médico del tamaño del Dr. B no puede permitirse eso “Si me lo permiten y disculpándome por el fallo técnico, vamos a repetir la canción” anuncia el maestre y ahora si la concepción monstruosa es llevada a cabo con perfección. “Eterodoxo Ejercicio De Incisiones En Región Troncal” y “Dolosa Extirpasión Quirúgica De Organo Reproductor Masculino” son ejecutadas y la gente ya está con todo dándose de golpes en el slam del desmembramiento y la brutalidad. Thanatology es impactante en vivo con el Dr. B cubierto por su túnica roja estilo burka de pies a cabeza mientras canta con sus manos libres y señalando al público (su micro está integrado al rostro debajo del cubrerostro) temas como “La Compañía de Barberos Cirujanos” y “Maquinaria De Tormento Quirurjico”. Vale la pena contar que el Dr. B es realmente un médico fuera del escenario, de ahi la exactitud anatómica y de procedimientos de las letras de la banda.

El sonido es malo y cuando no falla un micrófono falla un monitor o ya no suena el bajo, pero aun así los tijuanenses no se achican y aunque molestos con tanto “horror técnico” como el Dr. B lo describe, continúan su setlist con un par de temas para los amantes de los tòpicos coprofílicos en un par de temas como “Excremento Como Medicamento” y “Traumática Perforación En La Pared Posterior Del Recto”, cerrando el primer bloque del show con “El Legado de 1540”

Los evisceradores del doctor en jefe también encapuchados en trajes escarlata son brutales en cada uno de sus instrumentos, y cuando llega la hora de ejecutar “- Del 51 al 25” enganchada a ”La Clínica de lo Grotesco” la llamada SE.ME.FO. (Secta Metálica Forense) desata un slam demencial y enfermo en el recinto de calzada de la viga. “El Escuadrón de Enfermería” e “Ironía y Cocaína” continúan entonces con el procedimiento quirúrgico de la noche, una donde Thanatology no está dejando nada fuera y está regalándonos un setlist realmente extenso y para la memoria.

Una introducción de la grabación de un reportaje que habla de la morgue nos pone en “La Antesala Al Infierno”, para luego caer en las manos de “El Residente Anestesiólogo”. Los fórceps y bisturís oxidados hacen estragos en nuestra anatomía siguiendo el “Protocolo Quirúrgico”, todo para que sus galenos del mal se puedan graduar usándonos como su modelo de práctica de “La Real Academia De Cirugía”. La sangre y los órganos regados en el recinto son el marco perfecto para escuchar luego la leyenda de “La Venganza Cursiva”, narrada por los mismísimos “Verdugos Forenses”. Y es entonces que aquí se nos presenta una gran sorpresa: “Siempre quise hacer 2 cosas desde que estoy en Thanatology. Una era hacer un cover de la canción “Paredes” y otro era poderla cantar algún dia al lado de su vocalista original. Hoy esa meta se cumple, reciban con un fuerte aplauso ¡Al Lagarto Garrobo!” exclama el Dr. B y el público recibe con aplausos al punk peliverde frontman de Garrobos, quien da voz a “Paredes” para deleite de los amantes de la adrenalina y los puñetazos.

Eclesia Abhorret a Sanguine” es uno de los temas que ya comienzan a formar parte de la sutura final de la macabra intervención médica. Pero entonces el profesionalismo de los galenos sale a flote de manera sorpresiva, humilde e inesperada: “Debido a los horrores técnicos de la noche, una canción que nos gusta mucho sonó horrible, y no se vale ustedes paguen 200 pesos y no se lleven lo mejor de nosotros. Si nos lo permiten vamos a repetir “Maquinaria de Tormento Quirúrgico”. Obvio el público no solo se los permite sino se los celebra con toda euforia y agradecimiento.

El sanatorio de lo grotesco está por cerrar pero Thanatology se despide con quizá su canción más tranquila. “Una Balada de amor” la describen ellos en sus palabras y como la gasa y venda suaves para curar toda la masacre y desmembramientos previos, los galenos clausuran con “El Amor Va de la Mano Del Latex”. La noche termina y los residentes y especialistas van a descansar. Si escuchas a Thanatology y no quedas atrapado y con ganas de destrozarte las cervicales agitando la cabeza o de romperte la clavícula en un slam sin duda estás enfermo…y necesitas te vea un doctor. ¿Te puedo recomendar uno?

 

[divider]G A L E R Í A [/divider]

https://www.youtube.com/watch?v=b-oH6vmGrYg&feature=youtu.be


NECROMASS: Misa de gallo negro y blasfemo cayó sobre la Ciudad de México

Entre sábado de gloria y domingo de resurrección tuvimos una misa especial, una de tintes oscuros con Necromass cuya cita en el foro HDX en la zona de Cuitlahuac, en la delegación Azcapotzalco, la cual fue tomada por devotos del Black Metal. La noche comenzó con la excelente participación de exponentes nacionales, Black Empire, Dark Forest y Ereshkigal, quienes no dejaron flaquear el evento a pesar de la poca asistencia hasta ese momento.

Ya en domingo de pascua - alrededor de la 1 am-, los italianos hicieron acto de presencia sobre el escenario para escuchar los primeros acordes de (An Animal) Forever, del disco de 1996 Abyss Calls Life. La bailarina Tiva fue la encargada de darle un toque especial al show a través de su performance el cual comenzó con una mascara de demonio, y al ritmo de sus caderas y el bellydance, atrapó la atención de más de uno.

Sodomatic Orgy Of Hate, es segunda canción de la noche para invitar a los asistentes a que se acercarán un poco más al escenario, pues entre la amplitud del venue y la búsqueda de la comodidad y el espacio personal, la gente se encontraba demasiado dispersa.

His eyes, Chapel of Abominations de su último de larga duración Calix. Utero. Babalon siguieron esta misa de acordes fuertes y vocales profundas, así como un acto más de performance con Tiva, quien en este momento se engalana con abanicos de fuego para dar más empuje a Fair of Blasphemy.

La velada continuó con rolas de sus tres discos tales como Black Mass Intution, The Bornless One, Ordo Equilibrum Nox, en esta parte el concierto se acerca en su parte final, el vocalista y bajista de la banda Ain Soph Aour agradece al público de ciudad de México e invita a los asistentes a blasfemar con Unpure.

Llegando a la recta final con canciones muy esperadas y especiales para al audiencia como A Serpent Is Screaming in the Abyss, la cual es interpretada de manera magistral y demuestra la calidad y trayectoria de esta banda fundada en 1992.

Para cerrar la negra homilía se hace escuchar Mysteria Mystica Zothyriana 666, canción homologa de su álbum debut de 1994, para que la gran mayoría se deje llevar por el headbanging y terminarlo todo con Sodomastic Tallow Doll.

Los italianos despliegan la bandera mexicana como reconocimiento a su público y esta misa de obscuridad absoluta llegaba a su fin...


PESTILENCE + SINISTER: Metal "nauseabundo" en la Ciudad de México

El Circo Volador fue testigo de una de las noches mas brutales de death metal de este año con la visita en conjunto de Pestilence y Sinister a la Ciudad de México, un concierto que desde que se anuncio olía, hedía y apestaba a metal de la vieja guardia solo para amantes del sonido de antaño del metal brutal.

RITMOS SINIESTROS DE METAL EXTREMO

En el primer tramo del concierto los holandeses de Sinister demolieron el recinto desde el principio con una actitud aplastante acompañada de un sonido bestialmente exquisito, y la noche abre con el intro de "Carnificina Scelesta" para despues descargar su furia con temas como "Afterburner". La banda es una verdadera ametralladora y una parte del publico arma un slam en la parte derecha del recinto con canciones como "The Canonical Rights" ,"Sadistic Intent"y "Epoch of Denial".

Adrie Kloosterwaard luce un chaleco con un Cristo censurado y un mensaje en la espalda en contra de Dios y la fe, que va perfectamente ad hoc con la herejía demencial de temas como "Convulsion of Christ", y seguir de filo con "Neurophobic". A un lado Dennis Hartog y al otro lado Ricardo Falcon comandan la avanzada de poderosas guitarras escoltando al fornido vocalista. Sinister es una banda que ha sufrido incontables cambios de alineación y exceptuando a su cantante ninguno lleva mas de 8 años tocando en la banda, pero pareciera al verlos tocar que llevan juntos desde 1988 que la banda nació por la forma en que se complementan y suenan al ejecutar en conjunto su setlist.

"Este es un tema para que todos hagan un circulo impresionante" indica Adrie al micrófono sin perder jamas el porte y la gorra, antes de ejecutar "The Science of Prophecy" y de nuevo el moshpit se activa en el foro. Los holandeses se despiden pero ante el grito del público pidiendo el regreso de la banda vuelven al escenario, y con "The Carnage Ending" se despiden agradeciendo a los fans su apoyo.

LA PESTILENCIA Y SU HEDOR A DEATH METAL CLÁSICO

Si bien es cierto el slam y las emociones estuvieron muy bien con Sinister, era notorio que muchos fans (sobretodo los mas veteranos) se guardaron a un costado para llegar a tope con la energía cuando Pestilence apareciera. Es por ello que cuando los músicos aparecieron el moshpit generado fue del tamaño de prácticamente todo el espacio al frente, y con "Malleus Malleficarum" fue el momento en que quedó claro que el show iba a alcanzar su punto máximo con el acto de Patrick Mameli y compañía.

"Subordinated to the Domination" y "Comandments" continuan el esparcimiento de la peste y de verdad el circulo destinado al slam es cada vez mas agresivo y mas potente. "Este es un tema que habla del maldito calor y la muerte" explica Mameli al microfono, y "Dehydrated" es la canción que como anillo al dedo describe el estado de la mayoría de los asistentes: Sudorosos y bebiendo cerveza o refresco para mitigar el calor humano que se ha hecho sentir en un lobby del circo volador con lleno total. "Chronic Infection" mantiene el poder y la adrenalina para después dar paso a un tema con matices mas oscuros pero sin perder potencia con "The Secrecies of Horror" y dar un breve respiro con "Twisted Truth" , quiza el tema mas denso y menos veloz de la noche.

La atención visual la roba Mameli y su tono rubio pálido de cabellera casi al ras, pero la atención auditiva la captan todos los miembros que suenan como una verdadera maquina del mal. Y la cosa se pone al rojo vivo con "Land of Tears" que contrario a su predecesora es una locomotora bestial de guitarras desbocadas que hace que los empujones y golpes adquieran violencia digna de un show de death metal de verdad ¡Pura bestialidad de esas que no se ven tan seguido! Los fans entonces no dejan de agitar la cabeza y levantar sus manos con la señal del metal y el sonido nauseabundo de "Prophetic Revelations" seguida de "Presence of the Death" hacen la delicia de la vieja escuela del metal. "Mind Reflections" es la canción con la que Pestilence se despide momentáneamente de su extasiado público.

Claro que los fans del death metal quieran mas, y aunque el hedor de la peste empieza a disiparse , los gritos de la gente hacen que Pestilence regrese recargado de poder para dejar salir todo su poder en la última y esperada canción de la noche: "Out of the Body" es un tema animal y totalmente death metal que permite dar una última bocanada de aire pestilente y cerrar la noche con un moshpit inolvidable en el que banda y asistentes dejan todo lo que les queda para cerrar con todo la noche.

La banda agradece y tomandose la foto panorámica con la gente detrás decide despedirse dejando el olor a death metal de vieja escuela se ventile poco a poco mientras los fans abandonan el lugar.


ASAGRAUM: Diabólicas y poderosas en Bajo Circuito

Las holandesas de Asagraum visitaron por primera vez la Ciudad de México y dieron una gran presentación en el Bajo Circuito. La curiosidad que crean al ser una de las pocas bandas de black metal conformada únicamente por mujeres, sumado al diabólico carisma y la belleza de su lideresa Obscura (Hannah Van Der Berg), crearon el ambiente propicio para que se diera una muy buena entrada.

El ritual oscuro comenzó con un par de bandas procedentes de Irapuato, demostrando que allá ademas de buenas fresas se produce también buen black metal. Sanguinem Daemonus y a Opposite Devotion, dejaron todo listo para que Non Vitam Existence continuaran el evento con su black metal denso y ataviados con túnicas que escondían sus rostros.

Mientras esto ocurría en el escenario, las chicas de Asagraum se tomaban fotos y convivan con sus fans, aún sin su maquillaje ni indumentaria en el bar del lugar. En el escenario un telón se cerró por completo y al volverse a abrir nos revelaría a las holandesas ya totalmente caracterizadas y el cambio es brutal sin duda. Su belleza terrenal ha dado paso a verdaderas criaturas escupidas por Belcebú. Obscura sostiene unas campanas de plata que hace sonar como introducción a "Black Triangle Temple" para después continuar con "Leviathan" y "Gospel of Ignition". El ambiente que se respira en el bajo circuito es el de una demoniaca misa, donde todos especulantes reciben el credo siniestro de Asagraum, donde su vocalista parece entrar en trance cada que pone sus ojos en blanco de manera impresionante.

 

 

Tras concluir "Daar Waar Ik Sterf" y quizás en un acto de Dios por terminar la blasfemia, la cuerda de la guitarra de Obscura se revienta y la presentación es detenida alimentando en muchos el miedo de que sea definitivo. Pero esa noche, Lucifer no se dará por vencido tan fácilmente y las chicas regresan con todo arreglado para continuar la presentación. Unos asistentes gritan arengando a que se arme el slam y el baile de los golpes y los empujones se hace presente en los últimos temas como "Black Sun Prayer", donde la batería adornada al pie con craneos retumba a todo lo que da con el aporreo por parte de Mortifero, su rubia baterista. "Carried by Lucifer`s Wings" es otro tema acelerado y veloz que mantiene la desatada euforia ardiendo cual el infierno mismo. Es un deleite ver desfigurarse el rostro de su bajista en cada nota en gestos demoniacos y horribles, contrastando con la pecaminosa sensualidad y porte imponente de Obscura al centro. "I Burn With The Devil" es el tema con el que el aquelarre se cierra, y las chicas de pocas palabras pero mucho talento agradecen al público su presencia, antes de retirarse de nuevo al agujero del averno que las ha dejado salir a esparcir su blasfemia.

 

https://www.youtube.com/watch?v=fuTj2LO9Wf4

 

 

[divider]G A L E R Í A [/divider]


RED FANG: Afilando el colmillo en el Alicia

Red Fang, una de las bandas mas representativas del stoner rock, se presentó por primera vez en nuestro país con una tripleta de fechas en las principales ciudades de México. En la Ciudad de México, la cita fue en el Multiforo Cultural Alicia,  donde el tamaño reducido del lugar y un cartel de "agotado" hicieron que luciera totalmente abarrotado y no cupiera ni un alfiler.

The Wicked Ones y Vinnum Sabbathi fueron las bandas encargadas de abrir la presentación ya con un aforo muy nutrido y gratamente, fueron muy aplaudidas. El calor en el Alicia es un grave problema a pesar de los ventiladores que se instalaron y el hecho de que estuviera al tope, impedía casi totalmente la movilidad de un lado a otro del lugar. Sin embargo, todo se olvidó cuando Red Fang tomó el escenario y abrió la noche con "Blood Like Cream"que puso a todo el mundo a brincar y cantar a tope el coro de "Turn it up, Turn it up, Turn it up; Just before I take you". Del ritmo acelerado de esta canción bajamos al stoner mas rocoso y denso con "Malverde" y justo para agitar la cabeza con el paquidermico sonido.  "Hace un calor tremendo aquí, pero eso nos gusta. Odiamos los shows fríos" saluda tras las cuerdas David Sullivan para que el slam se desate con todo en "Crown in Swine", seguida de temas como "Not For You" y "No Air".

Salvo John Sherman en la batería, todos los miembros de Red Fang lucen nutridas barbas que agitan de un lado a otro en cada hit ejecutado, lo cual da una idea de ver a leñadores toscos tocando temas totalmente stoner como son "Into the Eye" o "Antidote". Pero si de locura hablamos, el ya de por si asfixiante recinto se convirtió en un hervidero de pasiones con "Wires" que desató la locura de los presentes siendo un tema muy esperado y sin dejar la adrenalina bajase un instante los originarios de Portland no tienen piedad y tocan "Sharks", una de esas canciones que no esperas escuchar en el reperterio pero que eue es puro poder. La gente escurre de sudor, mientras deja correr la euforia y el concierto está siendo una verdadera fiesta.

"No se si en español exista una palabra para describir la acción de sacarse un moco de la nariz, pero bueno; esta canción habla un poco de ello" cometa bromeando el líder de la banda Bryan Giles que aun con las gafas mas que empañadas es pura entrega toca con maestría "The Smell of Sound". Todos los miembros de Red Fang a pesar de no ser unos jovencitos y del calor que se desprende del público dan todo lo que tienen, y en "Dirt Wizard" Bryan comenta que no existe mejor forma de describir como se siente que con un "Lago de huevos" -así en español-, por la manera en que está sudando dentro de sus bermudas.

El colmillo rojo entonces suelta una de sus tajadas mas poderosas de la noche con "Flies", un tema que desde que arranca la batería te sube las pulsaciones cada segundo y que de principio a fin es pura agresividad y destrucción. ¡Que momento tan brutal! Para cerrar una noche de verdad volcánica [en todos los sentidos] los norteamericanos deciden cerrar la noche con "Prehistoric Dog", dandole el broche de oro a tan irrepetible concierto.

La banda todavía regresaría a firmar boletos y saludar a sus fans, mientras que un desplayerado Bryan luce un tupido pelaje corporal que hace que los que aún permanecen ahí comiencen a gritarle "Sasquatch" en honor a la criatura mitad hombre-mitad mono, lo cual el músico toma con mucho humor. La bestia ha soltado su ataque y todos se van felices con la potente mordida de Red Fang. 

 

[divider]G A L E R I A [/divider]

 


FIREWIND encabezó el Metal Mexico Festival en el R&R

El festival© hizo arder el R&R Live con una verdadera llamarada de talento nacional y extranjero con grandes exponentes de lo mejor del heavy y power metal.

Llegabas al lugar y la curiosidad de que en el mismo cartel donde se anunciaba el evento se promocionara también un tributo a Bronco (sí, la banda de música regional) te daba risa si o si. Ya lo dijo Dalí : No me gusta venir a México porque no tolero lugares mas surrealistas que mis pinturas. Ya al ingresar sorprendía el hecho de que el lugar estuviera lleno de sillas y mesas hasta en la pista, algo inusual en eventos de metal.

Desde las 5 de la tarde la llama del Metal México soltaba sus primeras chispas con la participación de Infinite, EV, Solarian y Hada de Beng. Todas ellas propuestas nacionales interesantes y que dentro de su estilo propio robaban aplausos de quienes poco a poco iban ingresando al recinto. Ya para la presentación de los ecuatorianos de Black Sun el aforo era mucho mas considerable y la gente se prendió con su gran descarga de power metal y la gran voz de Chemel Neme, con momentos cumbre como el palomazo con Anton Darusso cantante de la banda de Costa Rica Wings of Destiny, y un cierre trepidante con el cover a "I want out" original de Helloween. Y entonces vendrían ahora los costarriscences antes mencionados que sin duda fueron de lo mejor de la noche: Su música es veloz y de verdad poderosa y son fuego en el escenario, levantando a la gente de sus sillas y poniendo a hervir el ambiente -con todo y palomazo al reves ahora con Chemel- previo al plato estelar.

Un intro épico seguido de una oda de cuerdas resuena en el R&R como preludio a la aparición de Firewind, quienes asaltan el escenario con "Ode for Leonidas", canción que abre su mas reciente producción "Immortals" , un álbum conceptual dedicado a narrar las aventuras del protagonista de 300`s. La banda es pura adrenalina y todos están de pie aplaudiendo y gritando, pese a que el micrófono de Henning Base no se escucha mucho en esta canción. El desperfecto es arreglado y "We Defy" resuena con todo seguida del ritmo pegajoso y elevado de "Head up High" . Base se disculpa por el fallo del sonido al inicio pero a la gente de verdad hasta parece se le olvido pues disfruta como loca d elas notas de la agrupación.

Un par de temas de fuego total detona con "Between Heaven and Hell" y "World on Fire", y el foro es abrasado por las llamaradas de puro power metal de alta manufactura En todas las canciones -De verdad en todas, de inicio a fin- hay un momento para que Gus G se adelante al frente y con las luces sobre el deleite a sus seguidores con un solo. Muy narcisista y egolatra diran algunos, pero si has tocado con leyendas como Ozzy o Arch Enemy y fuiste seleccionado en el 2003 por la revista japonesa Bang! como el tercer mejor guitarrista del mundo, puedes darte ese lujo. Y si de muestras de virtuosismo hablamos, "The Fire and the Fury" es brutal: Un tema instrumental donde cada músico demuestra sus mejores artes y deslumbra con su técnica individual en una canción realmente suprema.

 

 

"Hagamos un viaje al pasado, ¿quienes reconocen esta canción?" pregunta Base antes de interpretar "Destiation Forever", y la manera en que el publico la canta nos hace ver que sin duda muchos la reconocieron. "Wars of Ages" continua con narrando las aventuras de los espartanos y cada vez mas la noche se vuelve un hervidero de emociones. "Lamentamos mucho haber estado ausentes tanto tiempo, pero no volvera a pasar" promete Gus G al microfono y todos claro le aplauden: El es el consentido de la noche y viene de muy buen humor, bromeando incluso con el heco de que la banda es algo asi como la union europea por tener griegos, alemanes y belgas en su alineación.

El momento de melancolia llega con "Lady of a 1000 sorrows" , la infaltable power ballad de los conciertos de este tipo. La flama de Firewind sigue potente pero el tiempo de que se extinga va llegando, pero lo hace como un sol radiante y en eclosión con un cierre de locura con temas como "Mercenary Man", "Tyranny" y por supuesto "Falling to Pieces" que da fin a la noche . El fuego finalmente se extingue pero ha dejado a su paso las cenizas de una batalla inolvidable donde no hubo perdedor: Bandas y público fueron los ganadores al vivir en comunión una noche de metal inolvidable.

 


La bestia de DEF CON DOS se liberó en la Carpa Astros

Def con Dos, la banda con 3 décadas de historia, ícono del rap combinado con metal y que saltara a la fama por su participación en la película documental "El día de la bestia" con el tema del mismo nombre, regresó a nuestro país presentando su nueva placa "#Trenden_distopic", en un evento que además del regreso de los ibéricos, sirvió para festejar la nueva campaña de Turibus denominada "Turirock", que ofrecerá regreso seguro al final de los conciertos en sus ya conocidas y cómodas unidades.  

La fiesta en carpa astros empezaría con la banda nacional Vulva, quienes con toda su irreverencia y derroche de humor simple con todo y disfraz de pollo incluido prendían la noche con sus tonadas. Oh la la y su sonido más crudo y hasta urbano bajaron considerablemente los ánimos de la gente, y finalmente una agrupación más, Weichafe; dejaría la tarima caliente y lista para el plato estelar.  

Ataviados con prendas fosforescentes que les cubren incluso el rostro unos extraños personajes toman el escenario. La luz brilla en sus trajes y refracta ese tono verde-amarillo intenso, hasta que se revelan como los integrantes de Def con Dos quienes al ritmo pegajoso de "Esto es el Def" ponen a la gente a brincar con emoción. "Derecho a orgasmar" sin embargo es la canción que hace estallar la adrenalina y es una explosión de golpes y empujones en el slam, que no desmerece con "Reservado" que es todo un himno a no quedarse con las ganas de decir nunca nada sin importar las consecuencias. "La culpa de todo la tiene Yoko Ono" y "Muertos del rock" son un claro ejemplo del humor ácido de la banda haciendo sarcasmos de la viuda del beatle más famoso o de los rockeros leyenda fallecidos. "Poco pan" suena mientras "Strawberry", guerrero y líder de la banda se deshace del sombrero negro que hasta hace poco lo engalanaba. "Somos Def con Dos y vamos a dar todo en el escenario, no importa si aquí mismo nos da un puto infarto" comenta el vocalista principal antes de "Sigo siendo heterosexual", que refleja de manera cómica la fijación por los bíceps -y un poco más- masculinos de un confundido personaje; y en "Que no te cojan" el doble sentido se hace presente por más que obvias razones.  

"Mundo chungo" y "El coche no" hacen caer el show en un bache más hip hop que disminuye las revoluciones hasta que con "Chaleco reflejante" y la protesta de querer uniformarnos para marcarnos de nuevo se abre el slam con muchos fans que portan una prenda de estas características. "Este mundo es para ustedes, es momento de darles su lugar" dedica Strawberry el mensaje a las mujeres presentes con "Agrupación de mujeres violentas", para que luego "Pánico a una muerte ridícula" ponga el ritmo con el vibrar de las cuerdas del bajo del veterano J Andalus que resalta con su cabello rojo carmín.  

 

 

El slam se reaviva con "Ultramemia" y es impresionante ver a los 3 cantantes que a pesar de que la noche avanza y ninguno es ya un jovencito no dejan de brincar y moverse de un lado a otro sin freno. Samuel Barranco es el más versátil y el que corre por todo el escenario como desquiciado a la velocidad de un tema brutal como lo es "España es idiota", o poniéndole voz dura a temas como "Demasiado Humano", "Solo mía", y la matanza en la cadena de hamburguesas que es relatada en "La cacería". Y es entonces cuando el inicio tribal de "El día de la bestia" hace rugir a los presentes con uno de los temas más famosos y esperados por los fans de Def con Dos, quienes en cada "seis, seis, seis" que la banda canta responden enérgicamente con el nombre del tema. Con "Mineros locos" y "Armas pal pueblo" vendría entonces un cierre agresivo y brutal con puñetazos y conatos de bronca incluidos que reflejan lo poderosa que es la música de los españoles, quienes bajan del escenario.  

"Hijos de puta", seguido de unas palmas es el coro con el que la gente arenga a la banda a regresar al escenario, y ellos parecen estar feliz de hacerlo. Lo que viene a continuación es un bloque con canciones de puro fraseo donde los 3 vocalistas hacen gala de sus mejores rapeos. Sagan Ummo siempre enmascarado es por supuesto es el que más llama la atención y la seguidilla de temas compuesta por "Coprofagia", "Dile que no" y "Los reyes son los padres" es un agasajo para los amantes hip- hop. Los instrumentos eléctricos regresan y la noche parece no tener fin: Sin duda pocas bandas veteranas pueden presumir el venir y plantarse por más de 2 horas con tanta energía como Def con Dos.  

"Acción mutante" y "Trabajando para dios" son temas que van cerrando la noche ya para despedir a los Def. Pero Strawberry no quiere que sus demonios (como llama con cariño a todos sus seguidores) se queden con hambre de más, y un cover de Barón Rojo en la canción "Resistiré" es ejecutado buscando poner de cabeza Carpa Astros. A pesar de ser un tema bestial la avanzada hora, el cansancio y el bajón de ánimos físicamente hablando por el set rapero merman lo que debió ser una masacrante melodía con el ánimo como al principio del show. Los cantantes se despiden respondiendo la arenga de "Hijos de puta...¡Def con Dos!" con mucho agradecimiento, mientras la gente abandona el lugar, muchos de ellos con la calma de saber que un apacible camión los espera para llevarlos salvos y salvos a casa.  

 

[divider]G A L E R I A[/divider]

 


NARGAROTH: Domingo de Misa Negra en Foro Indie Rocks!

Es domingo y la tradición dicta que es el día obligado de asistir a misa y tomar la comunión. Los black metaleros lo saben también y por ello se dieron cita pero en el Foro Indie Rocks de la Ciudad de México, el domingo pasado para tomar parte de la ceremonia ofrecida por los alemanes Nargaroth, quienes regresaron a nuestro país con gran éxito pues el recinto lució repleto de oscuros feligreses.

Desde el principio los sonidos del black metal inundaron el foro de la calle de Zacatecas con la propuesta de Askke, con toda la parafernalia, maquillaje y sonido característicos del género en una interesante propuesta local. De manera posterior los siempre habituales Trhough Torment hicieron lo suyo en una presentación especial que dedicaron a su bajista quien no pudo estar presente por hallarse hospitalizado.

Al frente del escenario entonces el personal coloca 2 pedestales en forma de cruz invertida con un pico enorme en la parte superior, en los que cabezas de marrano son ensartadas como marco  a la carnicería que estamos por presenciar. Las luces se apagan y Nargaroth sale al escenario al ritmo con la tonada de “The Agony of a Dying Phoenix”, tema desprendido de su más reciente placa “Era of Threnody”, seguido de “Whither Goest Thou” también perteneciente a este trabajo.

Ash, es sin duda el frontman por excelencia de la banda y quien roba las miradas al mezclar guturales infernales con agudos berridos en temas como “Conjuction Underneath the Alpha Wheel” y “Black Metal Ist Krieg”, donde el slam se abre en un sector del público con intensidad mientras que en otras zonas los amantes de Belcebú agitan sus cabezas con fervor e idolatría.

Los alemanes no interactúan mucho, si acaso solo para agradecer rápido la asistencia de la gente; lo suyo más bien es hacer vibrar los muros en el nombre del demonio con canciones como “Hunting Season” y “Abschiedsbrief Des Prometheus”. El cambio de sede de última hora le vino como anillo al dedo al evento, ya que el Indie Rocks por dentro pareciese una especie de capilla con sus acabados góticos característicos de la colonia donde se encuentra, lo que de verdad da una sensación de presenciar una verdadera ceremonia pagana y hace que temas como “Seven Tears are Flowing to the River” se sientan a flor de piel como en una verdadera homilía satánica.

Nargaroth entonces pisa el pedal con un par de temas que vuelven demonios a los asistentes deseosos de sangre primero con “War”, tema original de la banda Burzum y después con “Possessed by Black Fucking Metal” donde las legiones de descarnados se apoderan literal en posesión de los fans que pierden la cabeza y convierten el lugar en un pandemónium hirviente. Con este final infernal los alemanes se retiran del escenario.

La gente pide a gritos el regreso de la banda. Algunos en tono respetuoso coreando el nombre de la banda, otros tomándolo con chacoteo y cambiándolo por “Nalgaroth”, “Nalgarock”, “Márgaro” o hasta” Gorgoroth”; lo cual por lo menos sirve para que se mantengan entretenido mientras Nargaroth se decide a regresar. Los rostros blancos con sombras negras de los teutones se hacen presentes de nuevo y con un par de temas más dan por terminada ahora si la ceremonia negra sin despedirse y solo retirándose, como buena banda hija del mal tiene que hacerlo. Podemos ir en paz hermanos mios, la misa ha terminado.

 

[divider]G A L E R Í A :[/divider]

 

 


MERCILESS: Despiadado show en el Circo Volador

Los suecos de Merciless vinieron a la CDMX a dar un gran show para los amantes del death-metal de la vieja escuela que esperaban ansiosos la visita de una banda de culto de de la escena underground.

El concierto inicialmente programado para llevarse a cabo en un recinto más pequeño terminó efectuándose en el circo volador debido a la clausura del venue elegido previamente. La velada inició con Trough Troment, banda local muy habitual como soporte en los conciertos de death y black metal de la escena, y seguidos por el death metal de The Zephir. Ambas propuestas bien recibidas y aplaudidas por los asistentes.

Un pendón con una desoladora parca en su mortaja con el logo de la banda anuncia que Merciless va a tomar el escenario. El intro de “Denied Birth” sirve de preámbulo para que los músicos tomen sus posiciones, y se arranquen de inmediato con el potente sonido de “The awakening” que arranca alaridos y vitoreos por parte del público. “The Awakening” de su primer álbum y “Perrish” del segundo, confirman que la banda viene dispuesta a pagar su ausencia en estas tierras con un repertorio old school con lo más selecto de sus primeros trabajos.

“Tenemos tocando más de 30 años juntos, y apenas hemos podido venir aquí, muchas gracias por recibirnos” saluda el veterano Roger “Rogga” Petterson al micrófono mientras el poco pero largo cabello que adorna su cabeza se agita al compás de “Feebleminded”, “Realm of the dark” y “Unearthly salvation”. Es una lástima que el cambio de recinto haya influido en el ambiente del evento en la gente: Merciless es una banda selecta y conocida en un círculo reducido de conocedores del death metal, ideal para un recinto como el que primero se había anunciado y que hubiera estado cerca del sold out. En el circo que es mucho más grande y espacioso el mosh pit era demasiado amplio y eso desanimaba a los slamers a desatar su locura, aburridos de correr mucho y chocar siempre con los mismos tipos en el espacio abierto. Aún así, un reconocimiento a algunos fans que casi solos seguían buscando con quien empujarse y disfrutar su show de la forma que los suecos lo merecían, y que con temas como “Branded by sunlight” y “Dying world” se mantenían firmes a no abandonar su espacio para los empujones.

“Este es un tema de nuestro cuarto albúm y se titula Cleansed by fire” anuncia Rogga al micrófono, en un ritual que se repitió muchas veces en el show pues al vocalista sueco parece le gusta recordarnos el numero de disco del cual se desprende cada canción tocada. Los guitarristas rasgan sus riffs aplastantes mientras el bajeo y la batería son unas metralletas sin piedad todo el show. Uno de los músicos se gana al público regalando una playera oficial de la banda y se gana los vitoreos de todos. En “Unbound” las catapultas se abren y algunos fans son lanzados hacia la barricada en la locura cada vez mas desenfrenada, hasta que llega el momento cumbre de la noche: “Pure hate” es como su nombre lo indica puro odio y sin duda la canción más esperada de la noche, y ahí si el mosh pit se llena con decenas de fans que solo así se animan a vivir el show como se debía desde el inicio, ¡Puro poder sin piedad!

Merciless se retira brevemente del escenario pero ante los gritos de la gente decide regresar con un tema más , demostrando que vienen deseosos de dejar la mejor impresión en su visita, y “Souls of the dead” es la canción con la que los europeos dan cerrojo a su exitosa presentación, en un show que cualquier “trve” presumirá con razón haber asistido como verdadero conocedor del género.


Más alto que el cielo: RAGE en el Circo Volador

Rage es el ejemplo de una leyenda que a pesar de que ha sufrido muchos cambios de alineación en su historia, descansa todo su peso y gloria en un verdadero frontman como lo es Peter "Peavy" Wagner, quien con su enorme presencia deleita a nuevos y viejos fans en donde se presenta como pudimos constatarlo en su actuación mas reciente en el circo volador presentando su mas reciente placa "Seasons of the black"

La noche de sonidos power se abrió desde el inicio con los capitalinos de Mighty Thor, quienes dan todo para prender al público que en ese momento todavía no hace mucha gala de asistencia. Esto no desalienta a los músicos quienes connel Mjolnir en mano -literalmente- descargan una buena dosis de power metal para calentar los ánimos. En el escenario un desolador paisaje lleno de cruces y una parca de cuya túnica se asoma un cráneo mas parecido al de algún Homo ancestral que al sapiens contemporáneo lucen en unas mantas en tono sepia esperando el arribo de la banda estelar.

Un poco mas temprano de lo anunciado (quizá por la ausencia de Guarnerius, banda que ya estaba anunciada en el line up y al final brillo por su ausencia) Rage hace su aparición con todo el poder y el sonido animoso de "Justify" , tema desprendido de su mas reciente trabajo, para después en ese balance de lo nuevo y lo viejo regalarnos la clásica "Sent by the devil" y posteriormente dejar que la pesadez y el paquidérmico sonido de "From the cradle to the grave" hagan retumbar el recito de calzada de la viga. "My way" , una de las canciones de la era reciente mas exitosas de los alemanes mantiene los ánimos al cien, no obstante algunas personas expresan su descontento de que la banda haya salido antes de la hora anunciada en el evento haciendo se perdieran un par de temas.

"Es momento de ir muy atrás en el tiempo , a los años 90,s. ¿Recuerdan el álbum The missing link?" ´pregunta Peavy al publico y ante la respuesta positiva la nostalgia del metal antaño invade el foro con "Nevermore". El viaje entre el pasado y el presente vuelve a dar un giro con el tema que da nombre a la última producción discográfica de Rage, y en el que Marcos Rodríguez se luce con un solo de guitarra que es puro fuego en sus cuerdas. "Hola que tal, me da mucho gusto estar por primera vez aquí en México" saluda el guitarrista en un perfecto español, lo que le vale que su nombre sea coreado por la multitud repetidamente. "Deep in the blackest hole" y "End of all" son los temas siguientes y en la pista hay slam y body surf entre los asistentes mas aguerridos en una entrada ya bastante mas nutrida. Un par de fans parecen llevar los ánimos a un nivel personal y se dan un par de golpes antes de ser separados por el personal de seguridad del circo. Los bríos se enfrían y el que se llevo la peor parte es atendido en la boca por los paramédicos del recinto y al final todo vuelve a la normalidad.

"Turn the page" es una canción muy melódica y de positivismo extremo que pone a todos a cantar con suma alegría, y luego en "Great old ones" la fiesta y el buen talante del show se mantienen frescos. Y es que realmente no es difícil que Peavy con su carisma bonachón te ponga de buen humor. El alemán es como un enorme oso polar, como un Santa Claus metalero que decidió trenzar su barba para parecer mas rudo y aun así tan solo verlo solo puede caerte bien. Pero lo cierto es que el tipo cuando quiere ponerle adrenalina a la noche sabe como hacerlo, y anunciando el que en sus propias palabras es "uno de los temas mas agresivos que Rage ha hecho en su historia" detona la bomba que es "Piece of war" y que retorna la atmosfera del show a un ambiente de metal pesado y veloz.

Uno de los temas del nuevo disco que mas se ha posicionado en el gusto de la gente es "Blackened Karma" , y pudimos dar fe de ello porque a pesar de su muy reciente fecha de creación la gente la conoce y canta como todo un clásico. Entonces el Rage veloz vuelve a hacer su aparición de la mano de "Don´t you fear the winter", una canción de las que mas se acercan a sonidos emparejados al speed metal y que como su nombre lo indica es un verdadero ventarrón de riffs y potencia. Los alemanes entonces agradecen al publico y bajan del escenario por un momento para regresar con "Solitary men" , y preparan al público para una experiencia final única antes de partir.

"Hiiiiigher, than the skyyyyyy, we´re; hiiiigher than the sky, sky, SKY!" corea Rage y todos saben que el show va a terminar con la canción mas elevada y sublime que la banda teutona tiene y que es por mucho la más famosa de todo su repertorio. "Higher than the sky" es la prueba máxima de elevación del heavy metal de los alemanes y enchina la piel ver como los fans se desgarran las cuerdas bucales siguiendo el coro en toda la canción. Con ello queda demostrado que a pesar de los múltiples cambios de alineación que ha sufrido la banda en su historia, mientras Peavy se mantenga vivo y con ese animo radiante y entregado la leyenda de Rage se mantendrá viva y su legado perdurando a través de los años.