No me gusta llamarles “teloneros” a las bandas invitadas para abrir los conciertos de bandas extranjeras, pero esta vez es necesario para hacer más entendible el título de esta nota a que si dijera “Cuando los invitados”.

El pasado 9 de octubre inició la gira por México de la banda estadounidense deathmetalcorera Your Chance to Die, y el Salón Bolívar fue el elegido para recibirlos.El lugar estaba desolado cuando llegué, supuestamente habría una firma de autógrafos una hora antes del –también- supuesto comienzo de la tocada, por lo que pensé que habría algo de gente; para ese entonces no imaginaba que aquéllo no cambiaría mucho en el correr de la noche.

4 bandas mexicanas de metal subterráneo fueron invitadas, la primera que tocaría apenas subían sus instrumentos y se preparaban, lo que retrasó una hora el concierto. Los asistentes no llegaban ni a 5, los demás eran la misma gente de las bandas.

Lurid Incarnation fueron los primeros en hacer sonar su Death Metal hecho en México y lo hicieron bien, pero prácticamente fueron ignorados, salvo uno que otro aplauso por ahí.

Desde ahí y hasta el final del show el audio en el Salón estuvo muy decente. Lo gracioso es que el Death Metal y Metalcore de las bandas taladrara entre flores pintadas en las paredes del inmueble; después de todo el Bolívar es un salón de fiestas (uno muy modesto) y también se presentan conciertos de salsa y son cubano.

Siguió la gente de Lisania con un discurso “anti gobierno opresor” y de libertad en sus canciones. Los amigos de la banda y un par de personas más se colocaron en la pista para tomar fotos y apoyar.

Para la tercera banda invitada, Death of Sanity, el retraso volvió y salieron a tocar a la hora en que estaba programada Your Chance to Die, aproximadamente a las 9:30.

Legacy of Nightmare dio fin a las presentaciones nacionales, no sin antes pedir en un par de ocasiones que se armará un mosh pit… no pasó. No obstante, el vocalista también preguntó “¿a quiénes vinieron a ver?”… tampoco hubo respuesta. Lamentable.

Los principales estaban por salir y al Salón Bolívar no le caía más gente. Sí, el público eran los miembros de las bandas invitadas, sus amigos, el personal del Salón Bolívar, el staff de Your Chance to Die y no más de 10 personas que sí fueron a ver a los estelares. El panorama lucía muy triste para los estadounidenses.

Cuando por fin llegó su turno, ahora sí los poquísimos que estábamos ahí nos juntamos en la pista para recibir a Chase, Coca, Thomas y Missi, los integrantes de Your Chance to Die. Ellos salieron a detonar su música como si el lugar estuviera lleno, como si realmente estuvieran tocando para sus seguidores.

La instrumental ‘Ba’Ca (The Weeping)’ comenzó el corto setlist, pegada a ‘Kolotajem (Religious Salvation)’, ambas de su último álbum The American Dream. Al final de la segunda, Missi aprovechó para saludar con algunas palabras en español, y pese a que en su rostro se notaba algo de decepción, fue profesional y trató de conectar con todos.

Ella y el guitarrista Coca fueron los más dinámicos, él no paraba de hacer muecas y headbanging durante ‘Renenet (All Consuming Wealth)’ y ‘Aphordisia (Flaming Lust)’, también estuvo ayudando a las otras bandas a conectarse.

Continuaron cayendo las canciones de The American Dream como ‘Conscience (The Great I Am)’ y ‘Ma’Vet (Death)’. La gente estaba demasiado apagada, Missi lo notó e invitó a ponernos más locos, pero algunos parecían más bien entrados en bromear con hacer un mosh que nunca llegó, otros – los fans –  sí agitaban la greña al ritmo de las rolas. La verdad es que parecía una falta de respeto para los estadounidenses.

Terminaron con un par de canciones de su segundo álbum Suscitatio Somnus y una más de American Dream. El ambiente de desánimo no cambio en ningún momento, lo cual es bastante triste. ¿Qué puedes decir en ocasiones como ésta? La banda se entregó, el promotor hizo su trabajo e incluso la sede puso su parte y sin embargo, las cosas no salieron como se espera. Una pena para Your Chance to Die, pero ya tendrán otra oportunidad.