Después de confesar hace algunos días de que la verdadera razón para abandonar Slipknot en 2013 fue una enfermedad llamada mielitis transversa, la cual también por poco le quita el uso de sus piernas y la habilidad de tocar la batería, ahora Joey Jordison ha declarado a Metal Hammer, que aunque todavía es solo una idea, le encantaría volver a la banda.

“No estoy tratando de ser dramático, pero si algo así surgiera -volver a Slipknot- obviamente quiero volver a estar con ellos. Quisiera verlos, abrazarlos y sentir esa misma energía que teniamos cuando eramos jovenes y estabamos hambrientos de triunfo y todas esas cosas.

Ellos son mis hermanos. A veces soliamos quedarnos sentados toda la noche planeando esta mierda y que queriamos hacer. Esa es la forma en la que quiero hacerlo. Eso tendría que ser en persona, pero si pasara sería asombroso, pero solo el tiempo lo dirá.”

Durante la gala de los Metal Hammer Golden Gods en Londres, el ex-baterista de habló por primera vez de forma abierta sobre su salida de la banda.

“Casi al final de mi carrera con Slipknot, me enfermé de forma muy severa con una afección espantosa llamada mielitis transversa. Perdí mis piernas. No podía tocar mas. Es una forma de esclerosis múltiple que no le desearía ni a mi peor enemigo. Pero me recuperé. Me metí al gimnasio y me metí a terapia para superarlo. Y si yo pude, ustedes también pueden. Es la cosa más dificil que he hecho en toda mi vida, lo más dificil.”

Actualmente, Jordison está comprometido con sus nuevas bandas, VIMIC y el supergrupo Sinsaenum, que creó junto a miembros de Mayhem, Chimaira, Dragonforce y Seth.