90

MetalUnion Prods y Eternal Halloween, una de las bandas más prometedoras del metal industrial mezclado con shock rock se pusieron la camiseta del apoyo en favor de los damnificados del sismo al ofrecer un show gratuito donde la entrada era consistió en ayuda en especie. Tristemente y a pesar de la iniciativa fuimos muy pocos quienes acudimos al llamado infernal pero aun así y como bien lo dijo la banda en su presentación: No importaba que fuéramos mil o cien o cinco personas, Eternal Halloween daría todo para que la noche fuera inolvidable para todos.

El inicio del evento lo dieron 3 bandas nacionales: Criaturas de la noche, que con solo 2 músicos sobre el entarimado le basta para dar una dosis de agresivo death/thrash metal, Calvaria con un power metal veloz y trepidante de alta manufactura en gran parte por la potente voz de Mario Montaño -y con palomazo con el vocalista de Sky Simetry incluido- y finalmente The Ripper y su heavy metal de adrenalina que llenó el foro de riffs ochenteros y pedazos de cadáveres por doquier.

Todo está listo para que las puertas del infierno abiertas en California se materialicen en el foro Moctezuma: Eternal Halloween nos da la bienvenida al pandemonium con “Welcome to the show”. Los 4 músicos usan un maquillaje cadavérico que los hace ver como esqueletos demenciales detrás de cada instrumento mientras que Dave Devil cual elegante demonio se roba las miradas con su rostro escarlata y sus enormes cuernos; y cual diablo de lujuria invita al pecado carnal con “Strip for me” y la blasfemia con “Fake Gods”. “Hookers and Blow” y su sonido menos metal y más industrial y pegado a la EBM ponen a la gente que está de pie a bailar.

“Two Bullets” es una gran canción que inicia como una tranquila balada para terminar en un virtuoso aquelarre de y riffs desgarrantes, pero tardamos poco en regresar al sonido industrial con el combo poderoso de “The Sabbat” y “Bulletproofed” ¡Puro poder! Los solos de guitarra y batería de Damien Schweinsteiger y Markus Mortem dan cátedra de técnica en esta parte del evento. Dave Devil entonces mira la mesa de “acopio” y muy serio exclama que no es posible que siendo un show gratis haya habido tan poco apoyo, que de verdad es vergonzoso. Entre broma y regaño terminaría diciéndonos que entramos gratis pero que salir nos costará doscientos pesos para hacer más decente la colecta, y finalmente muy en serio ofrecería todo lo que se vendiera de su mercancía oficial como donativo a la causa. Sin duda hay demonios con mucho más corazón que muchos seres humanos.

Eternal Halloween lleva ya rato en nuestro país y tal parece estar enterado de los temas de actualidad, pues se da el lujo de hacer chistes de nuestro presidente y sus chascos previo a “Non Funny Clown”. Lo cierto es que los espectros californianos vienen con muchas ganas de interactuar con los que ahí estamos y los chistes y pláticas sobre las mujeres mexicanas, el tráfico y hasta los “pitochico” son una divertida constante en toda la presentación. El cover a “In a Gadda Da Vida” de Iron Butterfly levanta aún más los ánimos pues es un clásico que todo el mundo conoce y hasta en la barra los encargados de la cerveza la conocen y corean. En este intervalo del concierto es donde ahora los solos de bajo y teclado hacen su aparición para el deleite de los amantes del virtuosismo individual.

“Un día me encontré con un ruso que me dijo que ellos tenían la mejor cerveza del mundo y yo le respondí que no: Que en EU es cierto tenemos malas cervezas pero que en México esta la mejor” cuenta Dave Devil antes de cantar “Fivo Slyat”, un poderoso tema de industrial pesado para pasar al clásico juego de ver quien grita mas fuerte si los o las fans precede a “Don´t Scream At Me”. Las puertas del infierno empiezan a cerrarse y reclamar a sus demonios en sus entrañas, pero aún hay tiempo de cerrar con un vibrante final con la canción homónima al nombre del grupo, que pone a los presentes a agitar la cabeza y donde la herejía llega a su punto de ebullición cuando el demonio rojo deshoja un libro del nuevo testamento para dar por concluida la noche de brujas adelantada.

Una gran velada de demonios y excelente música tanto por parte de las bandas nacionales como de los californianos. La queja iría para la gente que no llegó como uno esperaba a dejar su “calaverita” de donación a esta fiesta de Halloween adelantada, pero sabemos que habrá tiempos mejores y que ojalá en su próxima visita a México –porque prometieron regresar por revancha- el show de Eternal Halloween sea una fiesta de brujas gigante.

ETERNAL HALLOWEEN: Calaverita benéfica en la Ciudad
EN CONCLUSIÓN
¡Que buen show con causa! se agradece el esfuerzo por parte de la producción y las bandas... aunque el público no hizo lo propio...
90