¡Espectacular!
100%Nota Final
Producción100%
Audio100%
Venue100%
Puntuación de los lectores 1 Voto
94%

Apenas un año -exacto, por cierto- bastó para que Arch Enemy volviera a nuestro país y aprovechar para cerrar su ‘War Eternal Tour’. De nuevo, el Pabellón Oeste del Palacio de los Deportes fue la sede elegida para recibir a la banda ahora encabezada por la peliazul Alissa White-Gluz y sus fans, ahora, con un nuevo invitado, pues si en 2015 venian acompañados de Dark Tranquility, los honores ahora le correspondieron a Armageddon, la banda de Christopher Amott, ex-miembro de Arch Enemy y hermano de Michael Amott.

A pesar de que solo pasaron 365 desde su último show en la Ciudad, la cada vez más grande fanbase de los suecos / canadienses se volvió a hacer presente en el Domo de Cobre, donde de forma extraña, se mezclaban con las personas que asistieron al concierto de aniversario de Patrick Miller que se llevaba a cabo dentro del escenario principal del lugar.

arma_3Pasadas las 8 de la noche, Armageddon subió al escenario cubierto por la oscuridad y solamente iluminados por unas tenues luces rojizas adornado los primeros riffs de ‘Captivity & Devourment’.

El recibimiento de la gente hacía la banda de Christopher Amott fue bastante sorprendente. Antony Hämäläinen ruge y salta mientras temas como ‘Rendition’ y ‘Giants’ salen de las cuerdas y tambores de Joey Concepcion, Sara ClaudiusMárton Veress.

Apróximadamente fue una hora la que Armageddon deleitó a los asistentes, cerrando su participación con ‘The Watcher’.

Apenas unos 30 minutos después de la actuación de Armageddon, las luces vuelven a apagarse y el sonido del ‘Khaos Overture’ anuncia que Alissa White-Gluz, Michael Amott, Jeff Loomis, Daniel Erlandsson y Sharlee D´Angelo están por tomar el escenario. Media docena de luces blancas bailan entre la oscuridad, mientras los integrantes de la banda se presentan ante su público al sonido de ‘Yesterday Is Dead and Gone’. Alissa está por cumplir sus primeros 2 años como vocalista de la banda y cada día se siente más segura y acoplada a sus compañeros y la verdad es que ya muy pocas personas siguen extrañando la figuera de Angela Gossow al mando de Arch Enemy. La personalidad de la ex-The Agonist es arrolladora sobre el escenario y su voz llena por completo el Pabellón.

La noche sigue su curso, mientras en la pista del lugar los fans se arremolinan para poder estar un poco más cerca de la banda, quienes los complacen con temas como ‘Burning Angel’, la clásica ‘My Apocalypse’ y el primer single y tema que le da nombre a su álbum más reciente, ‘War Eternal’.

ARCH_3“¡Ciudad de México! Ustedes siempre son tan sorprendentes” dice Alissa justo antes de comenzar los acordes de ‘You Will Know My Name’, seguido de ‘Bloodstained Cross’, ‘Under Black Flags We March’ y ‘As the Pages Burns’.

Arch Enemy es una de las bandas que más crecimiento y exposición han tenido dentro del metal en los últimos años y al verlos desatados sobre un escenario, es totalmente comprensible el porque. La potencia de su música, junto a la melodía de sus composiciones, adicionados con la presencia de White-Gluz, son sin duda un imán de seguidores

‘Avalanche’, ‘Dead Bury their Dead’, hacen la previa para la participación de Christopher Amott en los temas ‘Blood in your Hands’ y ‘Revolution Begins’. Un par de canciones más y la banda desaparece por un momento, solo para regresar unos minutos después y cerrar con broche de oro con ‘Never Forgive, Never Forget’, ‘Snow Bound’ y ‘Nemesis’ con la que Arch Enemy se despide de los presentes, con la segura promesa de volver.

Al final de la noche, y con las luces apagadas, todos y cada uno de los asistentes se van a su casa, satisfechos. Apenas un año pasó entre los shows de Arch Enemy en nuestro país, pero si todos serán así, por mi que vengan cada semana.

 

arch_7